Kremlin - Sputnik Mundo, 1920, 24.02.2022

© Sputnik / Nataliya Seliverstova

Abrir banco de fotos

Los plazos de la operación militar de Rusia en Ucrania dependerán de su resultado y serán definidos por el presidente de Rusia, Vladímir Putin, señaló el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov.

«Los plazos dependen de los resultados y de la viabilidad y serán definidos por el comandante supremo», dijo a los periodistas.

Además, Peskov apuntó que lo ideal para Rusia sería erradicar el nazismo en Ucrania.

«Lo ideal sería liberar a Ucrania, limpiarla de los nazis, individuos con sentimientos pronazis y esa ideología», dijo Peskov.

El portavoz del Kremlin hizo estas declaraciones al contestar a la pregunta de cómo se debe interpretar el término «desnazificación» empleado por el presidente Putin al anunciar la operación en el país vecino.

Al mismo tiempo, el funcionario eludió aclarar si Moscú considera al líder ucraniano, Volodímir Zelenski, como un simpatizante «pronazi».

Pregutado sobre un posible cambio de Gobierno en Kiev, Peskov declaró que eso «una elección del pueblo ucraniano«.

Peskov también añadió que el Kremlin califica de «emocional» la reacción del mercado a la operación militar de Rusia y asegura que se estabilizará.

«Las acciones de Rusia no tienen que ver con el deseo de atentar contra Ucrania»

Observamos «una reacción emocional de los mercados y una reacción emocional en el ámbito financiero que habían sido pronosticadas», señaló Peskov ante la prensa.

Con el tiempo la situación tendrá un «carácter más tranquilo y consciente», aseguró.

Según el vocero, para acortar el periodo de reacción emocional fue creado un margen de seguridad y se adoptaron todas las medidas necesarias.

El mercado ruso se desplomó después de que el presidente Vladímir Putin declarara que había decidido realizar una operación militar especial en el este de Ucrania para garantizar la seguridad de la población civil de Lugansk y Donetsk.

Con el tiempo la situación tendrá un «carácter más tranquilo y consciente», aseguró.

El Kremlin no descaró las negociaciones de Putin y su homólogo ucraniano, Volodímir Zelenski.

«Si el Gobierno de Ucrania está listo para hablar de eso», dijo Peskov ante la prensa, preguntado si el mandatario ruso está dispuesto para negociaciones con su homólogo ucraniano.

Rusia no puede estar cerrada con una «cortina de hierro», puede haber problemas con varios países, pero ya existían antes, destacó Peskov.

«Un país como Rusia no puede encontrarse detrás de una cortina de hierro. Por supuesto, podemos tener problemas con varios Estados, pero de una forma u otra, tuvimos problemas con estos Estados antes y sin ello. Pero es simplemente imposible cerrar con una cortina de hierro a un país como Rusia», dijo Peskov a los periodistas, respondiendo a una pregunta sobre cómo evalúa el Kremlin los riesgos de que Rusia esté detrás de una «cortina de hierro».

A mediados de este mes, las hostilidades volvieron a estallar dramáticamente en la línea de separación entre las tropas de Ucrania y las fuerzas de Donetsk y Lugansk, en la peor ola de violencia tras los Acuerdos de Minsk suscritos en septiembre de 2014 y en febrero de 2015 para una solución política al conflicto.

El 21 de febrero, Rusia reconoció la independencia de Donetsk y Lugansk. Las dos territorios se independizaron de Ucrania en mayo de 2014 tras desconocer a las nuevas autoridades que resultaron del golpe de Estado producido en Kiev y desde entonces no cesa el conflicto entre el Gobierno central y los dos territorios.

El presidente ruso, Vladímir Putin, durante una alocución televisada el 24 de febrero por la mañana, anunció el lanzamiento de «una operación militar especial» en el territorio de Ucrania alegando que las Repúblicas Populares de Donetsk (RPD) y Lugansk (RPL), ya reconocidas por Rusia como Estados soberanos, solicitaron la ayuda miliar en virtud de los recién firmados tratados de amistad y asistencia recíproca, frente a lo que califican como agresión por parte de Kiev.

Putin afirmó que uno de los objetivos de Rusia es lograr «la desmilitarización y la desnazificación de Ucrania». También amenazó con llevar al juicio a los autores de «numerosos crímenes sangrientos contra civiles». El mandatario ruso pidió a uniformados y civiles en Ucrania que no opongan resistencia a esa operación, y advirtió de que Rusia responderá de inmediato a cualquier fuerza externa que le amenace o se ponga en su camino.

Por su parte, el Ministerio de Defensa ruso aseguró que los ataques militares no van dirigidos contra ciudades ucranianas ni ponen en peligro a la población civil sino que buscan inutilizar la infraestructura bélica.

Por Domingo.com/la Revista

Tiene por propósito poner a disposición de nuestros amigos lectores temas e informaciones de carácter social, económico, político, entre otras variedades que le permitan tener informaciones veraces y oportunas para su formación e información. Por igual, nos proponemos empoderar a nuestros amigos lectores de conocimientos de prácticas de salud para una vida placentera y productiva.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: